En el marco de la salud como remedio natural curativo y espiritual, se encuentra el árbol de Palo Santo. Con solo quemar un trozo de la madera que lo estructura, significa en diversos países un motivo de celebración por el aroma que expide. Desde hace más de 400 años, cautivó la atención de los españoles. Su olor inspira momentos de reflexión, meditación y contemplación.

El árbol sagrado es un recurso natural del cual se utilizan todas sus partes en diferentes aplicaciones curativas y de sanación. Como dato curioso, solo después de 3 o 4 años de culminado su ciclo de vida, es cuando aflora las propiedades que posee. En el Perú su tala es controlada y su uso racional es garantizado por la Cartera de Agricultura.

El Palo Santo es utilizado como hechizo para atraer energías positivas, erradicando las negativas, al promover su equilibrio, propicia la armonía y la paz, por ello, ayuda a controlar enfermedades provocadas por el estrés, por sus propiedades físicas y espirituales.

Entre otros beneficios la madera sagrada tiene cualidades afrodisíacas, que pueden mejorar la relación de pareja; puede ser utilizado en la habitación a objeto de incentivar momentos más íntimos, amorosos; plenos de felicidad. Los chamanes hacen uso de esta, como hechizo para limpiar, purificar ambientes contra las fuerzas espirituales malignas.

Otra de sus virtudes curativas o sanadoras en el orden humano, es que conecta al individuo con el amor, aumentando la reciprocidad que debe existir entre el dar y recibir. Relaja la mente, sumerge a la persona en un estado de desprendimiento, alcanzando niveles de paz y tranquilidad inigualables. Es usado en distintas prácticas terapéuticas. Alivia la tensión nerviosa, posibilita la eliminación de asuntos conflictivos en el hogar.

Asimismo, ayuda en el alivio de enfermedades como el asma, con solo inhalarlo, también motiva el buen humor. Su aroma sirve como repelente de insectos, tiene propiedades depurativas, antidepresivas, antisépticas, diuréticas, entre otras, puede prevenir síntomas gripales, tumores en mamas, piel, hígado, estómago. En fin, el Palo Sagrado es todo un arsenal de curación y sanación física y espiritual que se pierde de vista, sigue siendo una referencia curativa en el Perú y otras regiones foráneas y continuará usándose para beneficios humanos y su propagación sumará nuevas propiedades.

Foto: Pinterest